El Mito del Desmontaje del Control de Cambio por Luis Carlos Marchena

Así como la canción “Despacito” se puso de moda por un tiempo, ahora también esta de moda el “Gradualismo” entre algunos economistas venezolanos, que como dice la canción antes mencionada defienden la tesis de que las reformas económicas en Venezuela luego de la Tiranía deben llevarse a cabo “pasito a pasito suave suavecito”.
Una de las propuestas en el área económica es “desmontar el control de cambio en un período de tiempo de 24 meses” (2 años), la idea parece buena a primera vista, sobre todo porque el control cambiario en Venezuela ha sido una de las razones de su empobrecimiento vertiginoso, por lo que algunos políticos de la “New Age” – que de nuevo no tienen nada ya que continúan con viejas ideas y forma de hacer política – han hecho esta propuesta suya y ya la colocan en sus eventuales “planes de gobierno”.
Y ustedes se preguntaran ¿Y eso que tiene que ver con lo que está pasando en el país? Pues la verdad es que mucho, Venezuela actualmente presenta la tasa de inflación más alta del mundo y algunos economistas no dudan al decir que ya el país entró en una Hiperinflación, y siendo ésta un fenómeno monetario pues necesita una solución en el orden monetario, pero desmontar el control de cambio en un período de dos años no es por mucho la mejor solución. Los entendidos en la materia – economistas y yo no soy uno de ellos – dicen que en estos casos se pueden aplicar dos opciones. La primera es una caja de conversión monetaria como la que fue implementada en Brasil en la década de los noventa por el entonces Ministro de Economía Fernando Enrique Cardozo en donde se creó una moneda llamada el “Real” y fue anclada al dólar, lo que redujo la inflación a un dígito anual en ese país en menos de un año. La segunda opción es la que propone el profesor Steve Hanke – reconocido economista a nivel mundial – junto a Econintech y el Movimiento Libertad Venezuela. Hanke propone como primera medida establecer la Dolarización del país y posterior establecimiento del Libre Uso Monetario, de esta forma en cuestión de semanas o meses se podría reducir la inflación de 4 dígitos a 1 dígito y generará la estabilidad monetaria que requiere el país para la inversión y el crecimiento económico – ese que tanto prometen los políticos pero que no dicen como lo van a hacer – y al establecer el libre uso monetario con rango constitucional ningún otro gobierno podrá imponer de nuevo un control de cambio en el país.
El Profesor Steve Hanke junto a Rafael Acevedo Director de Econintech y el Movimiento Libertad Venezuela
Nuevamente la clase política venezolana demuestra que sus ideas socialistas no van en sintonia con lo que requiere el país, lamentablemente en Venezuela el Bolívar al ser una moneda devaluada e inflada, carente de valor se ha convertido en una ilusión perpetuada por los políticos – hay que decirlo – en el día a día de los venezolanos, y aunque las comparaciones sean odiosas la Venezuela de hoy es muy parecida no sólo en el tema político a Zimbabwe sino también en el tema económico, en donde el Dólar de Zimbabwe – conocida por tener billetes de trillones – ante su carencia de valor comenzó a ser una moneda simbólica y para sus transacciones comerciales se utiliza el dólar estadounidense o el rand sudafricano.
Lo importante es que mientras en el país tengamos a esta clase política con ideas obsoletas y que no funcionan apoyadas por economistas que todos los días enaltecen el poder del estado, ante una eventual caída de la Tiranía su regreso en un futuro próximo será inevitable. Esperemos que este “Gradualismo” sea una moda tan pasajera como la canción “Despacito”.

Dr. Luis Carlos Marchena
Director Internacional (Cap. Brasil) Movimiento Libertad Venezuela

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *